Weather Underground

3 Ene



«Hello, I’m going to read a declaration of a state of war…within the next 14 days we will attack a symbol or institution of American injustice.» Bernardine Dohrn
The Weather Underground

La SDS era una sociedad de estudiantes por la paz. Durante los años 60 realizaron importantes manifestaciones contra Vietnam. Pasó de ser un grupo minoritario, a un colectivo con gran apoyo social.
En ese momento, divida en facciones y viendo como se recrudecía la guerra, celebra una asamblea. El grupo de radicales de izquierda autodenominado Weatherman se hacen con el aparato del partido. Comienza la huida hacia adelante de un grupo que pretendió acabar con la guerra de Vietnam y comenzar una revolución social en EEUU ellos solos. Y por la fuerza, de ser necesario.
Es una historia de enajenación y alienación contada por sus protagonistas. Autoconvencidos de que hacían lo correcto, estas personas movidas por buenas intenciones desconectaron un interruptor. Quedaron a oscuras y devenieron en terroristas.
Las únicas muertes que provocaron se debieron a una bomba que estaban fabricando. Murieron unos cuantos de sus miembros.
Esta película documental es el reverso de Patty Hearst, sin llegar al grado de locura del Ejército Simbiótico de Liberación, The Weather Underground (W.U.) vivieron un viaje hacia el oscuro mundo de la certeza, certeza de un destino, de una misión, de un «cueste lo que cueste». Maquiavelo no descansa en su tumba sino que maquina.
Uno de los fundadores de la SDS narra a cámara sorprendido la ingenuidad de la propuesta de W.U. «Pretendían hacer la revolución ellos solos. Pero no tenían ningún mensaje claro, no aportaban soluciones, solo deseaban hacer tambalear al sistema. Su lema era «Traed la guerra a casa» para hacerla visible. No meditaron las consecuencias de una guerra ni quien podía sufrirlas».
Hicieron un daño monumental a los movimientos pacifistas. Al principio imbuidos del espíritu hippie y colectivista, diseñaron un estilo de vida en que las drogas y la prohibición de monogamia, la vida en comunas, el trasladarse de los campus a barrios obreros para contactar con el proletariado…todo ellos unido a lo ocurrido posteriormente tras los actos terroristas, el tener que ocultarse, vivir de incógnito, de dinero robado a los bancos, la paranoia interminable de diez años de clandestinidad, los desconectaron absolutamente de la realidad.
Vivían en un mundo paralelo y «underground» endogámico y opresivo. Mentalmente cerrado. «Estaban solos». Eran los «único que hacían algo». Uno de ellos lo dijo claramente: «Estabamos desesperados y perdidos, creímos hacer lo correcto, pero la violencia no funcionó».
Obsesionados con los Panteras Negras, los activistas por los derechos negros, querían desembarazarse de su condición de buergueses blancos privilegiados (Schreader lo parodiaría cruelmente en Patty Hearst «Cómo desearía ser negro, joder»).
Sin embargo, poniendo bombas en edificios oficiales, se convirtieron en aquello contra lo que luchaban. Luchaban contra un estado coercitivo, represor, que hacía una guerra colonialista e injusta. Ellos usaban la fuerza, se convertían en represores y amenazantes. Para ellos la inacción ante Vietnam era una forma de violencia, pero su propia violencia era una forma más genuina de violencia. Todos eran cómplices de Nixon, así que W.U. se convirtieron en jueces de la ciudadanía, pero ¿quién juzgaba a W.U.?
Lo único bueno que hicieron fue sacar de prisión a Timothy Leary. Una crónica de una época, vista desde múltiples prismas, más actual y urgente de lo que podría parecer. Irónicamente no llegaron a ir a prisión, debido a las tácticas feroces y dudosas del FBI para obtener pruebas. Aunque como ellos mismos afirman no tan feroces como con los Panteras Negras. Dos de ellos siguieron en grupos radicales y acabaron en prisión por sus nuevos crímenes. El resto se entregó.
Uno de ellos mira a cámara y dice que le es difícil hablar de ello. Que se avergüenza. El camino del infierno esta empedrado de buenas intenciones.

Pd.Mientras tanto he subido canciones de los grupos que no tenían video en youtube (Diamond Dogs, Ronnie Spector, y uno de los 10 que quedan). Próximamente el final de la lista que les ha martirizado y dejado exhaustos con mi dudoso criterio. Posteriormente se abrirá un turno de votaciones y linchamientos como es costumbre en micronesia.
El video no tiene que ver con la peli, pero si con su espíritu.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: