Manual de los jóvenes castores de análisis de declaraciones políticas

30 Dic


La gran novedad de la era pospolítica actual —la era del “fin de las ideologías”— es la despolitizacion radical de la esfera de la economía: el modo en que la economía funciona (la necesidad de recortar el gasto social, etc.) es aceptado como un simple dato del estado de cosas objetivo. Sin embargo, en la medida en que esta despolitización fundamental de la esfera económica sea aceptada, todas las discusiones sobre la ciudadanía activa y sobre los debates públicos de donde deberían surgir las decisiones colectivas seguirán limitadas a cuestiones “culturales” de diferencias religiosas, sexuales o étnicas —es decir, diferencias de estilos de vida— y no tendrán incidencia real en el nivel donde se toman las decisiones de largo plazo que nos afectan a todos.
(Dije Economía Política, Estúpido, S. Zizek)

1-Una cosa es lo que parece estar diciendo un político, y otra lo que está diciendo realmente.

1-1- Si ha metido la pata, ninguna de las dos cosas coincide con lo que quiso decir, ni, sobre todo, con lo que estaba pensando mientras quería decir esa cosa en concreto.

1-2- En cierto estado de cosas, la apariencia de un pensamiento, en realidad vacío, es mejor que un pensamiento en si, para el provecho del politico. Al igual que la apariencia de una accion es mejor que la accion realmente tomada. Aparentar solo causa consecuencias en el imaginario, en la esfera de la mente, a menos que se descubra que era todo mera apariencia. Mientras que las ideas y los actos efectivamente llevados a cabo, normalmente tienen consecuencias, a menudo imprevisibles.
El politico profesional prefiere manejar certezas, y nada es más seguro que el status quo.

1-3- En tiempos de crisis el status quo no es lo que era, el futuro tampoco, y no hacer nada a menudo trae más consecuencias y genera más trabajo que hacer algo.

2-Más interesante que lo que está diciendo realmente un político, es por qué lo está diciendo, de ese modo, y en ese momento concretos.

2-2-Más interesante que por qué esta diciendo algo, es aquello que no esta diciendo en absoluto. Esto es, aquello que se calla o guarda para si.

2-3-Y todavía más interesante son las razones conscientes e inconscientes de guardase algo para si.

3-Tanto más interés tiene una cuestión, si parece totalmente ideologizada o desideologizada.

3-1-En el primer caso, una mascarada de posturas dogmáticas perfectamente escenificada puede esconder posturas basadas en intereses y no en presupuestos ideológicos, que son tomados como excusa o tapadera.

3-2-En el segundo caso, el ocultamiento de la idea subyacente puede dar que pensar que bajo los presupuestos de mera gestión, se esta barajando en realidad una toma de decisión o de partido fuertemente controvertida y opinable. Desideologizarla es establecer en ese caso el marco del debate dando por sentados muchos presupuestos sobre tal cuestión.
Sirva como ejemplo Zizek visto por Irene García Aguilera:
La postpolítica es la forma despolitizadora de abordar la política. Hablamos de un enfoque de la política que paradójicamente la anula, desplaza o sustituye, y lo hace mediante una actividad “interpasiva”. Interpasivo es aquello que incita o motiva a que otros no actúen. La postpolítica incita a la ausencia de actividad genuinamente política.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: